ZOMBRA – MONSTER

2008
"Monster", Zombra
“En ciencias sociales, la anomia, es la falta de normas o incapacidad de la estructura social de proveer a ciertos individuos lo necesario para lograr las metas de la sociedad. Se trata de un concepto que ha ejercido gran influencia en la teoría sociológica contemporánea. También ha ofrecido una de las explicaciones más importantes de la conducta desviada. El término (etimológicamente sin norma) se emplea en sociología para referirse a una desviación o ruptura de las normas sociales, no de las leyes (esto último es "delito").” http://es.wikipedia.org/wiki/Anomia_(ciencias_sociales)

Zombra monster es un proyecto que se origina desde la introspección y las reflexiones de Zombra, escritor de graffiti, personaje anómico y arquetípico de una generación sin normas que tiende a la evasión a través de la violencia entendida como hedonismo. En este contexto se da la disfunción emocional, la falta de referencias para determinar la relación entre el fin y los medios que se traducirán en su perversión. El medio como fin se torna violencia autodestructiva.Zombra, el personaje, representa aquel ser que no logra encontrar su camino, aquel cuyo ensimismamiento le hace preso de su propia subjetividad. Ante el martirio del sentir del alma, Zombra se inclina impulsivamente hacia cualquier objeto, cuerpo, cosa viva o no que le asegure el placer entendido como un no sentir dolor, perder consciencia, borrar lo escrito. El personaje actúa intimidado ante la vida, preso de su propia fuga y obsesionado por calmar la angustia del desamparo. Del mismo modo podemos entender al escritor de graffiti, que actúa de noche cuando la vida se oculta para dar paso a los que no se atreven, obsesionado por pertenecer y dejándose ser de la única manera posible, gritando su existencia en bardas a lo largo de toda la ciudad. En ambos casos la locura deviene al intentar albergar el sentimiento oceánico, sentimiento de unión con el todo. El escritor de graffiti y el personaje se estremecen ante el desamparo y buscan cualquier medio posible que les conduzca a su fin. El medio deviene en fin.

Zombra se reafirma en el medio y lo hace suyo, lo vive, lo siente y lo muestra. Ante dicho suceso sólo nos queda la posibilidad de empatizar, fusionarnos con ellos para perder de vista el vacío y de esta manera sentirnos vivos a partir de la violencia que se genera en la sombra.

Eugenio Echeverría.

2-copia-web CIMG4265-webCIMG4348-web  CIMG4347-webCIMG4349-web CIMG4346-web  CIMG4350-web CIMG4351-web